¿En qué consiste el pensamiento y la impresión 3D?

Una de las tecnologías de la cuarta revolución industrial (4IR) que se encuentra más cercana y posible al ciudadano de a pie, es la impresión 3D. Es un triunfo del pensamiento del hombre, puesto que por fin las piezas dejan de ser reproducidas bidimensionalmente a pasar a una tridimensionalidad que le confiere un aura de novedad y al mismo tiempo, de mundo de infinitas posibilidades.

Se pueden enumerar diversos usos como la creación de prótesis y artículos médicos que son creados a partir del diseño, modelado e impresión 3D. Sin embargo, el concepto de la tridimensionalidad es de vieja data en la arquitectura, ingeniería, medicina y otros campos del saber. ¿Por qué es tan importante en la era de la revolución digital? 

Precisamente, es gracias a que su uso intensivo posibilita la acción conjunta de tres tipos de inteligencia en nuestro cerebro: espacial, lógico – matemática y creativa, que de otra forma su conjunción es remota. ¿Para qué es útil usar estas tres inteligencias a la vez?

Haciendo una distinción entre el pensamiento bidimensional y el tridimensional, se trata de las virtudes que se agregan a nuestra forma de escuchar, leer, ver y sentir los problemas y situaciones de vida, puesto que se genera a) una capacidad de visión más amplia, b) una mayor profundidad en el análisis y d) la creación de escenarios futuros adquiere nuevas dimensiones a partir de un nuevo eje, al que yo elijo llamar el eje transformador; a los que no les funcione esa posibilidad, pueden decirle Z.

Respecto a la capacidad de visión, tener un pensamiento en tres planos implica que nuestras situaciones tienen una nueva dimensión que trae infinitas posibilidades. Al usar el pensamiento 3D pasamos de tener 2 ejes de opciones a tener 3 ejes de opciones, en las que, mirándolo desde la analítica, adquiere volumen nuestro pensamiento y por tanto, amplía nuestra capacidad de detalle en conjunto. Una herramienta poderosísima para el diseño de objetos centrados en el cliente y/o al momento de crear estructuras físicas.

Ahora, en cuanto a la profundidad del análisis, se adquiere una mayor capacidad, puesto que al tener ese nuevo volumen y ese nuevo eje, se pueden mirar las cosas con una perspectiva única o que tiene en cuenta aspectos que podíamos estar pasando por alto, como por ejemplo, relaciones entre diferentes entre los sujetos y objetos, nuevas posibilidades al ir más allá de lo simple y darle un nuevo sentido o re significación a los contextos.

Es precisamente esta re-significación de los contextos la que permite que se creen escenarios futuros desde la acción creativa. Y es porque la acción creativa conlleva a nuevas posibilidades que sólo se darán en la medida en que se den pasos para crearla. De lo contrario, permanecerá en la mente de los soñadores. Pasar a la acción creativa es la conexión con las industrias culturales, con la creación de realidades a partir de nuevas identidades, ya sean comunitarias, colaborativas o simplemente, organizadas de forma inteligente.

Como se puede observar, el pensamiento 3D es importante para la 4IR porque es un punto de partida para convertir en realidad, aquellos temas que antes solían ser esquivos para el grueso de la sociedad: biotecnología, a partir de materiales impresos en 3D, medicina, con el uso de prótesis y dispositivos avanzados, vivienda, con la impresión de casas a bajo costo y uso inteligente, y otros más, que están enfocados en transformar la realidad a través de la apertura de nuevas posibilidades en el eje Z.

Ahora, ¿cómo puedo incorporar el pensamiento e impresión 3D en mi vida diaria? De eso hablaremos en nuestra siguiente entrada, 5 formas en que la impresión 3D está cambiando mi vida.

Por ahora, los invito a pensar en 3d: ¿qué tipo de situaciones requieren que usemos las inteligencias descritas anteriormente? ¿De qué forma han usado recientemente la acción creativa y su poder? Finalmente, ¿qué nuevas relaciones han creado a partir de darle profundidad a sus vidas?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *